• San Juan de Lurigancho - Lima - Perú

Noticias >> Oswaldo Carpio

Fuera del sistema democrático

Gregorio Santos ha hecho un llamado a derrocar a Ollanta Humala, presidente de la república. No ha sido una metáfora. Ha sido una propuesta transparente que el Partido Comunista del Perú-Patria Roja viene promoviendo desde el SUTEP, la Unión de Frentes de Defensa, los FEDIP locales, en el SUTEP y en la CGTP.

Patria Roja, desde su fundación, se ha presentado con varios nombres: UNIR, MNI y, ahora, MAS, nombre similar al del partido que llevó al poder a Evo Morales, con la misma estrategia que hoy aplica Gregorio Santos y su partido: la agitación política, las asonadas crecientes en el campo y las ciudades que desestabilicen, polaricen y creen las condiciones para acciones pre-insurreccionales e insurreccionales.
 
Gregorio Santos sigue la estrategia aplicada por el ALBA en Bolivia y Ecuador, con la particularidad que caracteriza al partido maoísta -de vuelta a sus raíces- que pretende como objetivo táctico, el cambio del gabinete con la salida de Oscar Valdés y, como objetivo estratégico, un Congreso Constituyente que elabore una nueva constitución. ¿Cuál? La de la “nueva democracia”, con lo que se iniciaría el camino del estatismo populista, la “nacionalización” de las empresas extranjeras, el control sobre economía, la prensa, las empresas privadas, el control de la economía -como sucede en Bolivia, Ecuador, Nicaragua y Venezuela- con lo cual, todo lo avanzado por el país, con enorme esfuerzo, sería arruinado.
 
Gregorio Santos y su partido, han tenido éxito en la aplicación de su estrategia. Han logrado poner a su lado a Tierra y Libertad, al Partido Socialista -el minúsculo partido de Javier Diez Canseco- y al “colectivo” de Ciudadanos por el Cambio y los ex MRTA. Santos ha hecho el milagro de unir a los ex zorros y ex libios -que construyeron y destruyeron el PUM, su creación violentista de los 80´- y llevarlos de las narices a su posición antiminera, antidemocrática, populista, demagógica y violenta.
 
¿Gregorio Santos y Patria Roja están fuera del sistema? Las palabras y los hechos dicen que sí, que utilizan la democracia como táctica para destruirla. Patria Roja y sus nuevos aliados, tiene el camino claro y escrito: el objetivo táctico: el desgaste del actual gabinete y su caída.
 
El objetivo estratégico: una asamblea constituyentes surgida de la movilización violenta que elabore una nueva constitución política e inicie el camino de la nueva democracia –basada en la dictadura de la alianza obrero campesina- la única “democracia” en la que creen. El presidente Ollanta Humala debe convocar a todos los partidos, instituciones y líderes democráticos con el fin de lograr un acuerdo nacional que defienda y consolide la democracia y el desarrollo con inclusión social.
 
El Perú, en medio de la crisis mundial está creciendo y debe seguir haciéndolo. La mayoría demanda un liderazgo firme y de carácter que ponga orden y persista en el camino del éxito.

Publicaciones AnterioresVer todo

Mas Leidos